Ataques aéreos en Siria dejan 98 muertos y 500 heridos

0
257

Agencias

Estambul. Al menos 98 civiles, entre ellos muchas mujeres y niños, murieron y casi 500 resultaron heridos en ataques aéreos y de artillería lanzados hoy contra la región rebelde de Guta Oriental, cerca de Damasco, según el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos y fuentes hospitalarias.
La cifra de muertos aumentó a medida que crecía también la de heridos, fijada provisoriamente en alrededor de 470, según el Observatorio. Los Cascos Blancos Sirios dieron cuenta de más de 100 muertos, incluidos unos 20 niños.
Los activistas de la zona informaron sobre ataques en numerosos puntos y, según el Observatorio, fueron alcanzadas sobre todo zonas residenciales. “La intensidad de los bombardeos y los ataques aéreos en Guta Oriental indican que fuerzas del Gobierno sirio preparan un ataque terrestre”, dijo Rami Abdel Rahman, titular del Observatorio.
“Nuestros hospitales están superpoblados con heridos, nos estamos quedando sin anestesia y otros medicamentos esenciales”, dijo un médico de uno de los suburbios de Guta. “Los aviones le disparan a todo lo que se mueve dentro de las áreas residenciales”, señaló a dpa.
Guta Oriental es una de las últimas zonas controladas por los rebeldes en Siria, sumida en una guerra civil desde hace siete años.
Los opositores al Gobierno del presidente Bashar al Assad están controlados en la región por milicias islamistas. Según medios cercanos al Gobierno sirio, los ataques de los últimos días son parte de los preparativos para una ofensiva por tierra en Guta Oriental, donde la violencia escaló las pasadas semanas. Ninguna de las dos partes logra avances significativos y todos los esfuerzos para lograr una tregua fracasaron.
La zona está asediada desde hace meses por las tropas del Gobierno y unas 400.000 personas permanecen allí prácticamente aisladas del resto del mundo. Los activistas y rescatistas describen una dramática situación humanitaria, con falta de alimentos y medicinas.
En tanto, Turquía advirtió hoy al Gobierno sirio que no apoye a los combatientes kurdos de la provincia siria de Afrin, contra los que Ankara lanzó recientemente una ofensiva al considerarlos un grupo terrorista. “No hay problema si el régimen (de Bashar al Assad) entra (en la provincia siria de Afrin) para limpiar al PKK (Partido de los Trabajadores del Kurdistán) y (a la milicia kurda Unidades de Protección Popular) YPG”, afirmó el ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusolgu. “Pero si el régimen entra allí para proteger a las YPG o para garantizar su protección, nadie podrá pararnos”, añadió durante una rueda de prensa en Jordania. “Eso vale para Afrin, para Manbij y para el este del Éufrates”, dijo. Turquía considera que las YPG son el brazo sirio del PKK, grupo al que consideran terrorista tanto Ankara como la Unión Europea y Estados Unidos.
La advertencia de Turquía llega después de que en las últimas horas se informase sobre una inminente entradas de tropas progubernamentales en la zona de Afrin. La agencia estatal SANA informó hoy de que los combatientes aliados al Gobierno llegarían en pocas horas a la región “para apoyar a los resueltos habitantes contra la opresión lanzada por el régimen turco el mes pasado”.
Fuentes de las milicias dijeron a dpa que entrarían en la zona a través de poblaciones controladas por el Gobierno. Ya el domingo, fuentes cercanas al Gobierno sirio apuntaron que este firmó un acuerdo con las milicias kurdas para apoyarles ante la ofensiva turca y que Al Assad enviaría próximamente tropas para ayudarles.
Sin embargo, el Partido de Unión Democrática (PYD) kurdo afirmó hoy que todavía no hay un acuerdo al respecto. “Ahora mismo hay negociaciones con el Gobierno bajo mediación de Rusia pero todavía no se alcanzó un acuerdo”, dijo en Berlín el ex presidente del PYD Salih Muslim.

Loading Facebook Comments ...