Buenos Días Chiapas/Pero en los bueyes de mi compadre./Francisco Chávez

0
208

Efectivamente, millones de mexicanos queremos, pedimos, exigimos justicia en muchos y variados aspectos, solo que, en todo reclamo, hay una contraparte que podemos llamar obligación o promesa de un cambio.
Todo mundo se queja que su sueldo, salario, ingreso, no le alcanza. Que la gasolina está muy cara, que aumentan los pasajes por esa causa, que la carne de primera cuesta más de un salario mínimo diario el kilo, etc. Se pueden emprender acciones con el próximo gobierno, en sus tres niveles. Eso si podemos ser afectados en forma individual, de acuerdo a los ingresos y patrimonio de cada familia o grupo.
Va un ejemplo. Los obreros, empleados: trabajadores de la iniciativa privada en una palabra, reciben un aguinaldo de 15 de lo que gana en un mes. Yo he trabajado en la IP y para que quede claro, si gano 6 mil pesos mensuales, recibiré tres mil. Hay empresas que también otorgan bonos de productividad, reparto de utilidades (en otra fecha) y otros apoyos.
Ahora, nos vamos al magisterio y burocracia de los gobiernos en sus tres niveles.
Con algunas excepciones, reciben el equivalente de 60 días de su sueldo. Lo de 40 días en diciembre y 20 en enero. Esto es, cuatro tantos más que los del sector privado.
En este aspecto está difícil que pueda haber una homologación, por lo que es algo que debe quedar así y no debe verse como una injusticia, sino como de que el trabajo con el gobierno es mejor pagado, casi siempre son menos horas, más vacaciones, mejor jubilación con menos años de trabajo, y para que le sigo.
Sería bueno saber cómo de cuanto es el aguinaldo en Cuba y, me imagino, es parejo dada la cantidad de trabajadores pagados por el estado. De tiempo atrás se viene permitiendo el que algunos pequeños empresarios empleen de manera particular.
Y no es que nos vayamos a cubanizar o a “madurar” con AMLO, pero, de darse algunos cambios todos pediremos que se haga justicia, pero en los bueyes de mi compadre.
Va otro ejemplo, por hoy. Cuando Fidel toma el poder, los comités de defensa de la revolución censaban, casa por casa y pedían informes, sobre todo si era propia o rentada.
Las casas vacías eran investigadas para conocer al propietario, si este había escapado a los Estados Unidos esa propiedad era asignada a una familia que no tenía, si vivía en la isla, se le daba la triste noticia de que un propietario afortunado de tener varios inmuebles se quedaba con uno. Afuera de las propiedades estaba la gente de los comités, como aquí los del MOCRI, sin garrotes.
Muchos creen que con AMLO se podría cubanizar México. Yo les digo, para nada. Lo que sí puede suceder es que se investigue, dos sexenios atrás, cómo fue (y sigue siendo) eso de que algunos gobernadores permiten que en catastro se detecten predios rústicos y urbanos que se pueden afectar, esto es enajenación. Con la confabulación del registro público de la propiedad y de algunos notarios. Diputados, alcaldes y muchos funcionarios han comprado terrenos al 10% de su valor. Los de a millón de pesos los han adquirido ingresando a haciendo cien mil pesos.
Aquí en Chiapas son ya, me atrevo a decir, cientos de casos.
Si esto se llegaré a investigar y la gente sin tierra, sin ninguna propiedad los encuentra, los ubica y los rodea (sitiados), no vayan a salir que nos estamos cubanizando. Simplemente se está haciendo justicia y castigando el abuso de los que, cuando estuvieron en el poder, parte del diezmo y moches, alguien les abrió los ojos y les dijo: podemos hacernos propietarios de muchos predios a precio de ganga, y es así como, aquí en Tuxtla ya se está filtrando cuáles son, su ubicación, cuanto pagaron y quién es el dueño nuevo.
No es seguro que se investigue este negocio, pero podría suceder que los sin tierra, los sin casa, MOCRIS y otros grupos demuestren el origen de esas propiedades y… pero esto no quiere decir que vamos a cubanizarnos.

Loading Facebook Comments ...