Epidemia de Neumonía y dengue

0
56
Los casos de infecciones respiratorias se han disparado en los Ïltimos dÀas las neumonÀas y las gripes son los casos mas comunes que llegan a la emergencia del hospital de niÀos benjamÀn bloom. Foto MÀs! Oscar Mira. Infecciones respiratorias

Por Carlos Rafael Coutiño Camacho.- El número de casos de neumonía y dengue se ha elevado en Chiapas, sin que se cuente con el apoyo de la Secretaría de Salud; al grado de que muchos de los enfermos han perdido la vida, según la confirmación de familiares tanto de Tapachula, Tonalá y Tuxtla Gutiérrez.
Los casos empiezan con una gripa o tos normal; el problema es que rápidamente se complica, eso hace que los pacientes estén en condiciones anormales, al grado de que rápidamente empiezan a presentar síntomas poco comunes de un resfriado o una tos, convirtiéndose en neumonía.
Una menor de 11 años, que está internada en Tapachula, la cual se reserva el nombre, se le dio solamente horas de vida, la pequeña presenta agua ya en los pulmones, lo cual no hay garantía de vida para la infante, los padres están desconsolados y aseguran que esto no puede estar pasando.
En Tuxtla Gutiérrez, la semana ante pasada, 5 personas murieron del mismo problema, ellos dicen que es de manera casi instantánea, lo que hace que no se den cuenta en que momento una simple gripa empieza a complicarse en los enfermos, sean niños o adultos.
Para los médicos sintetisan diciendo, que si la gripa es bacteriana, entonces el momento de una atención especializada a fin de no complicarse y convertirse en una infección que pueda complicar la salud del enfermo, sobre todo porque si no hay muchas defensas puede convertirse en neumonía.
Los signos y síntomas de la neumonía varían de moderados a graves y dependen de varios factores, como el tipo de germen que causó la infección, tu edad y la salud en general. Los signos y síntomas moderados suelen ser similares a los de un resfrío o una gripe, pero duran más tiempo.
Los síntomas de la neumonía van de un dolor en el pecho al respirar o toser, desorientación o cambios de percepción mental, tos que puede producir flema fatiga, fiebre, transpiración y escalofríos con temblor, temperatura corporal más baja de lo normal, náuseas, vómitos o diarrea, dificultad para respirar.
Puede que los recién nacidos y bebés no muestren signos de estar sufriendo la infección. O bien, pueden vomitar, tener fiebre y tos, parecer inquietos o cansados y sin energía, o presentar dificultad para respirar y comer.

Loading Facebook Comments ...