Gobierno del Estado deja en la calle a más de 130 familias

0
240

Habitantes de la colonia denominada “La Franja”, de la ciudad de Tapachula de Córdova y Ordóñez, demandan a las autoridades de los tres niveles de gobierno, la solución a su necesidad de justicia, luego de haber sido desalojados por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana y Policías Municipales.
Cabe mencionar que estos solicitantes, son personas de escasos recursos, quienes fueron reubicadas hace años, en la zona sur de la cabecera municipal, luego de que, como parte de una estrategia de presunta regularización, los sacaran de forma pacífica del predio que ahora ocupa la Feria.
Por tal motivo, los habitantes establecieron sus viviendas en “La Franja”, con láminas de cartón, nailon, lonas y demás artículos que conseguían.
De igual forma y ante esta presunta certidumbre de regularización, que el mismo ayuntamiento tapachulteco que encabeza el priísta, Neftalí del Toro, les brindó e iniciaron la inserción de servicios básicos como la red de energía eléctrica y la construcción de pozos profundos para el suministro comunitario de agua.
De igual forma, los habitantes de esa colonia, solicitaron el apoyo de la organización, Antorcha Campesina, para que los organizaran y respaldaran en la solicitud de recursos y obras de mejoramiento, toda vez, que tienen el pleno conocimiento del trabajo que esta organización ejecuta a nivel nacional, para la gente pobre.
Fue a inicios de mayo, que alrededor de las 5 de la mañana, un comando de aproximadamente 100 policías, estatales y municipales, iniciaron un desalojo sorpresivo de los habitantes de “La Franja”, elementos policiales que iban acompañados de una máquina tipo trascabo, con la que derrumbaron todas las viviendas del lugar.
Estos hechos violentos, sin mostrar orden alguna que respalde la acción por parte de la autoridad, con la que presuntamente tenían pactado ya los trámites de regularización, en la compra del terreno que ocupaban.
Los afectados hacen un llamado a todas las instancias involucradas para que tomen cartas en el asunto, de este acto violento del que fueron víctimas, en el que dejaron en el desamparo a decenas de niños y ancianos que el día de hoy, duermen en la calle, bajo las inclemencias del clima, además de ocupar como dormitorio común, la caja de un tráiler que les fue prestado por una empresa particular.
Por lo antes expuesto, es que los ahora despojados, se sienten vulnerables ante este abuso cometido por la autoridad estatal y municipal, que, según versiones extraoficiales, obedecen a una solicitud, por parte de particulares, para ocupar el predio en la construcción de una escuela para futbolistas de alto rendimiento.
Finalmente lanzaron el cuestionamiento a las autoridades responsables por el desalojo, hacia el dinero invertido ya en los últimos años para el mejoramiento de sus espacios para vivienda, puesta hasta el día de hoy, nadie se los va a devolver, además, de que no existe instancia alguna que explique el por qué, de lo ocurrido.

Loading Facebook Comments ...