Indígenas los más violentados: DH

0
77

Por Carlos Rafael Coutiño Camacho.- Uno de los problemas por los que atraviesan los grupos de indígenas de Chiapas, es el desplazamiento forzado, migración y enfrentamientos, así como discriminación, se dijo en ocasión del Día Internacional de los Pueblos Indígenas.
Los pueblos con más problemas son Chenalhó, Pantelhó, San Juan Chamula, Tila, Tumbalá, Rayón, Oxchuc, Chalchihuitán, Ocosingo, Sabanilla, principalmente;K sin embargo, existen otros con menos riesgo de violencia, producto de la religiosidad y de partidos políticos.
Durante los últimos años, la Relatoría sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas y la Relatoría sobre los Derechos los Migrantes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos,(CIDH) han recibido información sobre un número significativo de comunidades indígenas que han sido forzadas a abandonar sus territorios ancestrales y/o sus países como consecuencia de múltiples causas.
Así como sobre la práctica de desalojos forzosos y desplazamiento interno de varias comunidades indígenas y campesinas. En dichos casos, las personas indígenas han quedado en situaciones sumamente precarias, careciendo de servicios básicos como agua potable, alimentos, acceso a salud o educación, así como con altos niveles de desnutrición.
También ha monitoreado con preocupación la situación de las personas indígenas que han migrado hacia otros países de la región. En este sentido, la CIDH ha condenado la muerte de una joven indígena Maya-Mam de Guatemala por la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos; así como las profundas repercusiones de la política de “tolerancia cero”, que separó a niños y niñas de sus padres y madres, ocasionando violaciones a los derechos humanos que tuvieron un impacto desproporcionado sobre inmigrantes indígenas.
Estas afectaciones incluyen violaciones a los derechos a la vida familiar, el principio de unidad familiar, el principio del interés superior de la niñez, el derecho a la integridad personal, la prohibición de tratos crueles, inhumanos y degradantes, entre otros derechos.
Los desplazamientos y los procesos migratorios de personas y comunidades indígenas en las Américas se dan más frecuentemente debido a conflictos y presiones relacionadas a sus tierras y recursos, por desastres ambientales, por la falta de acceso a los territorios y recursos necesarios para su supervivencia física y cultural, así como para remediar a la limitada oferta de oportunidades laborales, de estudio, o de servicios y bienes y las situaciones de pobreza en las que se encuentran muchas de estas comunidades.
En este contexto, la Comisionada Antonia Urrejola, Relatora sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas de la CIDH afirmó: “Es de suma importancia que los Estados de las Américas garanticen a las comunidades indígenas una vida digna, así como los medios necesarios para proteger y preservar su riqueza cultural y lingüística, en todos los procesos de migración y desplazamiento, ya sean a lo interno de los países en los que residen, como a otros países”.

Loading Facebook Comments ...