Paradoja en Chiapas, gobierno encarcela  a trabajadores que luchan por mejorar el sector salud

0
376

Rodolfo Flores/Agencia ReporteCiudadano

21 de enero del 2018. Tuxtla Gutiérrez.- Organismos de derechos humanos condenaron enérgicamente la represión que el gobierno del estado ha emprendido en contra de trabajadores del sector salud, por reclamar una serie de derechos laborales desde el año 2017.
El Comité de Derechos Humanos de Base de Chiapas Digna Ochoa (Comité Digna Ochoa) expresó  públicamente su condena a la represión y criminalización emprendida por el gobierno del estado en contra de trabajadores del sector salud, quienes con su lucha pública y pacífica han evidenciado la enorme corrupción en la Secretaría de Salud así como las enormes carencias y abandono con que opera el sector salud en el Estado de Chiapas violando el elemental derecho a la vida y salud de millones de chiapanecos y chiapanecas.
En éste sentido  el comité señaló que: “Condenamos la persecución y criminalización que el gobierno de Chiapas ha realizado en contra de Límbano Dómínguez Alegría quien fue detenido arbitrariamente el día 8 de enero, además de mantenerlo incomunicado y sin conocer su paradero durante más de 12 horas y trasladado al centro de detención conocido como El Amate acusado del delito de motín”.
Así mismo un grupo de trabajadores del sector salud informó que tenían conocimiento de la existencia de órdenes de aprehensión y expedientes judiciales fabricados por la Fiscalía General del Estado en contra de trabajadores que participaron en la manifestación de la huelga de hambre en el mes de abril y mayo del 2017.
“Entre los nombres que de manera extraoficial se encuentran en los expedientes y se les ha girado órdenes de aprehensión por el delito de motín están el médico Victor Hugo Zavaleta Ruíz y la enfermera María de Jesús Espinoza de los Santos, a quienes expresamos nuestra solidaridad”, expresaron.
Así mismo informaron que el gobierno de Chiapas y la Secretaría de Salud han incumplido los acuerdos y los servicios que se prestan desde el Instituto de Salud del Estado de Chiapas.
“El sector salud continúa siendo decadente y deteriorándose aún más conforme pasa el tiempo y los hospitales operan al borde del colapso y abandono; paradójicamente continúan inaugurándose nueva infraestructura física hospitalaria que luego se mantiene en el abandono u operando al mínimo con son los casos de los hospitales de Chiapa de Corzo, Berriozábal,  que están abandonados, o el nuevo Centro de Salud de Tuxtla Gutiérrez”, remarcaron.
Por ello el Comité Digna Ochoa hace un llamado a  la federación para que se constate lamentable situación en que se encuentra Chiapas en el rubro de la salud pues el escenario es lamentable.
“Resulta particularmente grave que desde el gobierno de Chiapas se use a la Fiscalía General del Estado para perseguir y criminalizar la lucha pacífica y pública que dieron enfermeras y trabajadores del sector salud en defensa de sus derechos laborales y de la salud y evidenciaron la enorme corrupción y el desvío millonario de recursos públicos por parte del actual Secretario de Salud Francisco Ortega Farrera”, concluyó.

Loading Facebook Comments ...