Quién es Quién/LA MUERTE EN MACTUMATZA. CONSPIRACION DEL SILENCIO./Noé Farrera Morales

0
206

Un muro de silencio es el que tratan de poner diversos niveles de gobierno respecto a los hechos en los que perdió la vida el joven bachiller José Luis Hernández Espinosa en una novatada que sufrió a manos de sus futuros compañeros, todos ellos alumnos de la Escuela Normal de Mactumatzá, situada en la parte Norte Poniente de esta capital.

Fueron tres los protagonistas, el hoy occiso José Luis Hernández Espinosa, egresado del Colegio de Bachilleres # 235 de la ciudad de Venustiano Carranza, Chiapas, y los bachilleres Ulises Jiménez de la Cruz y Sergio Ballinas Zambrano; quienes resultaron lesionados.

Los tres mencionados, José Luis Hernández Espinosa, nativo de Venustiano Carranza e hijo de un campesino de la comunidad la Casa del Pueblo, Ulises Jiménez de la Cruz y Sergio Ballinas Zambrano, quienes resultaron seleccionados en el examen de admisión para iniciar sus estudios en la Normal de referencia en el semestre que se iniciará en el próximo mes de agosto, recibieron requerimiento del Consejo Estudiantil de la Normal de Mactumatzá para que se presentasen a un curso de inducción previo al inicio de las labores académicas.

Cabe aclarar que de los aspirantes Ulises Jiménez de la Cruz y Sergio Ballinas Zambrano se ignora sus lugares de origen y solo se sabe que pasaron varios días encamados en un sanatorio porque resultaron lesionados del riñón, moretones huellas de golpes. Se ha sabido que en los alumnos en los cursos de inducción, son tratados salvajemente.

Por otra parte, las lesiones en el riñón que presentaron los tres aspirantes fueron resultantes de obligarlos a hacer ejercicios violentos y no proporcionarles agua en cantidad suficiente, por lo que sus riñones comenzaron a fallar. Una falla en los riñones precipitó la muerte del joven Hernández Espinosa.

Según versiones de la familia, el joven José Luis, hoy occiso siempre fue de complexión delgada y de salud siempre delicada, por eso no resistió los ejercicios de corte guerrillero que le impusieron en el curso de inducción. Debido a lo precario de su condición física, el joven José Luis era retraído y tímido.

Sin embargo, cuando una comisión de doce alumnos de Mactumatzá fueron a entregar el cadáver a sus familiares, consiguieron un certificado de defunción que especificaba que el deceso de José Luis se debió a un problema renal y un golpe de calor. Sin embargo ha trascendido que el cuerpo de José Luis estaba golpeado y con lastimaduras.

La comisión del Consejo Estudiantil de la Normal, integrada por doce alumnos de semestres más avanzados, fue retenida por los comuneros de la Casa del Pueblo durante doce horas, pues los campiranos exigían el esclarecimiento de la muerte de José Luis y lo que realmente pasó en el multicitado curso de inducción.

En las conversaciones entre la comisión de los alumnos de Mactumatzá y varios integrantes de la Casa del Pueblo, tanto los estudiantes como los comuneros han tendido un velo de silencio. Nadie dice nada de nada. Hay una verdadera conspiración del silencio.

Una camioneta propiedad de la Normal de Mactumatzá llegó en la madrugada a la población de Venustiano Carranza para recoger a los integrantes de la comisión que fue a entregar el cuerpo del difunto y el hermetismo siguió, tanto entre los familiares como entre los comuneros.

Por versiones entre la población, afirman que los comuneros exigen el total esclarecimiento del deceso del joven comunero y que el o los responsables respondan ante las leyes por el homicidio.

Por otra parte, la grey estudiantil de la Normal de Mactumatzá es levantisca y afecta a tomarse la justicia por su propia mano. Han desmantelado transportes de carga, han protagonizado pleitos a golpes, pedradas y garrotazos. Los vecinos del rumbo, de la ciudad y la región, se guardan muy bien de tener fricciones con los estudiantes normalistas.

Es muy necesario que las autoridades educativas tomen medidas para que los estudiantes se comporten como corresponde, sobre todo porque los estudiantes en cuestión son todos mayores de edad y responsables de sus actos.

Loading Facebook Comments ...