TÍO PAQUITO/CALAVERAS 2018

0
90

PEÑA NIETO
Lo que más quiero, gaviota,
Es terminar mi mandato.
Tengo más vidas que un gato.
Gastaremos la lanota.
Mientras hacía su maleta
La calaca merodeaba.
¡Este ya cayó en la trata!
Lo cargaré en la bajada.

AMLO
Dijo, el uno de noviembre:
Dentro de un mes seré presidente.
No seas impaciente.
Oyó desde el más allá.
Ven conmigo, pejejito,
Es mejor la eternidad.

RUTILIO ESCANDÓN
Sonriente, siempre sonriente,
Saludaba a mucha gente
Y sintió una mano fría
Que le pelaba los dientes.
Vamos Rutilio, a Carranza,
Le dijo, y allá descansa.

EL SUSTITUTO
Quizo engañar a la muerte
Cambiando de un puesto a otro.
Te voy a dejar inerte,
Por voluble y por tramposo.
Huyó para San Coleto
A disfrutar vida longa.
Allá lo jaló la muerte
Al llegar a la Almolonga.

CARLOS MORALES VÁZQUEZ
Se le hizo la presidencia
Tuvo valor y paciencia.
La muerte le dijo, a vos,
Te voy a llevar el dos.
Carlos, ese era tu destino.
Te lloramos tus amigos
Bebiendo cerveza y vino.

FERNANDO CASTAÑÓN
Imposible soportar
No llegar a gobernador.
¡Vaya! Ni a senador.
Fernando empezó a enfermar
Y no se puso amarillo
Más bien de tono verdoso.
Amigos y muchos grillos
Te bajaremos al foso.

NOÉ CASTANÓN
Por pegarle a su mujer
La muerte se encabritó
Y se le puso de frente
Retándolo para un entre
Gancho al hígado bastó
Y Castañón se dobló.
Ya no regreso al Senado
Y lo enterraron doblado.

JEFE NOÉ FARRERA
Libraste una operación
Del ingrato corazón.
Pero mata la mohína
Que hiciste en la oficina,
De la ICOSO, con el talachero.
Por eso la muerte cargó
Con Noé y con el trampero.

LA FIESTA DE TODOS LOS SANTOS
A principios de Noviembre,
Fiesta de todos los santos,
Como es costumbre de siempre
Se conmueven los humanos.
Es de saber que hay recuerdos
Para los fieles difuntos,
Que han traspasado el misterio
Y han salido de este mundo.

Pero el hombre, carne y hueso
Que se apega a sus razones,
Aliviana el desconsuelo
Mitigando sus dolores.

Así busca entre los restos
Y despojos de la vida,
A la par que con respeto,
Un alivio a su desdicha.

Entonces llena las tumbas
De coronas y de flores,
Y los panteones se inundan
De papeles de colores.

Es una enorme vendimia
De antojitos y refrescos,
De licor y de comida
A la salud de los muertos.

Traiciones centenarias
Que han arraigado en el pueblo;
Se oyen sinceras plegarias,
Fúnebres cantos y rezos.

Una simbiosis eterna
Entre el hombre y su destino,
Para encontrar en la tierra
Una luz en su camino.

Cuando niño fui testigo
En estas celebraciones,
Y vendí con regocijo
Pastelitos y turrones.

Confundido entre la gente
No entendía tantas cosas,
Si lloraban los dolientes
Llevando ramos de rosas.

Se terminaba la venta
Y contaba mis ganancias,
Entonces daba otra vuelta
Con hojuelas y empanadas.

Por la tarde lentamente
Bajaba la concurrencia;
Yo no guardaba en la mente
Ningún cargo de conciencia.

Porque el pueblo lo pedía,
Eran muchos, eran tantos,
Yo tan solo les vendía
Pasteles en todos santos.

Loading Facebook Comments ...