Llegada de obispo a Tapachula, buena señal

0
78

Por Carlos Rafael Coutiño Camacho.- Para la Iglesia Católica, los cambios son necesarios y siempre son una forma de alimentar y crecer en la grey, se dijo en la Arquidiócesis de Tuxtla Gutiérrez, con Monseñor Fabio Martínez Castilla, al arribar a Tapachula el nuevo obispo de esa diócesis.
Siempre será un júbilo, una alegria para la familia católica, encontrar a nuevos hermanos que vienen a trabajar por las almas de Chiapas, a seguir trabajando por la paz, la reconciliación, por lo más pobres, por la calidad de vida de los migrantes, de los necesitados, entre otros.
Se busca con esto, tener mejor condición para trabajar, hacer que los pastores del rebaño de Dios, tengan un buen guía, como ha ocurrido en otros espacios, no solo en Tapachula, sino también en San Cristóbal de las Casas como en Tuxtla Gutiérrez, todo ello, es parte del bienestar de Dios.
Ya al arribar a la perla del Soconusco, el nuevo obispo designado por el Papa Francisco, Jaime Calderón Calderón, lo que de inmediato generó una fiesta entre la grey católica de toda la región, donde le acompañaron los feligreses en una procesión de armonía.
Desde muy temprana hora del día miles de católicos se concentraron en la central oriente, desde las instalaciones de la XXVI Zona Militar, para hacer una valla humana hasta la Villita de Guadalupe, donde Jaime Calderón Calderon, ofició su primera misa para los católicos de la región.
El obispo Jaime Calderón, arriba a esta ciudad, a tres días de la tragedia que se registró en el interior del Seminario Menor, donde perdieron la vida dos personas y otras resultaron heridas de gravedad.
El nuevo obispo sucede en el cargo a Leopoldo González González, quien fue reubicado a la Diócesis de Acapulco, quien realizó un excelente trabajo pastoral en toda la región.

Loading Facebook Comments ...